Berlín - Resumen

Ya os hemos contado, en seis entradas, todo nuestro viaje a Berlín. En ellas habéis podido leer, a modo de diario, lo que hicimos todos y cada uno de los días que estuvimos en la capital alemana. En la entrada que hoy os presentamos os vamos a hacer una recopilación de todos los post, a modo de resumen, para que así podáis encontrar en un solo lugar toda la información y tengáis la posibilidad, luego, de dirigiros a la entrada que más os interese. Vamos, entonces, con ello [pinchad en cada los títulos "DÍA X" y os llevará directamente a la entrada]:



Día 1

Encontraréis el primer contacto con Berlín y cómo llegar desde el aeropuerto hasta el centro de la ciudad.


Día 2

Visita al Reichstag – imprescindible, no sólo por la cúpula – y primer vistazo a la Puerta de Brandemburgo, el museo de Pérgamo y primer contacto con Alexanderplatz y primer currywurts. También fuimos a la Ópera Cómica – muy recomendable y económica.



La visita al Reichstag necesita de, al menos, dos horas. El museo de Pérgamo bien puede ocupar el resto de la mañana y parte de la tarde; nosotros estuvimos allí más de tres horas, apremiando el paso al final.
Para ir a la Ópera Cómica debéis comprar las entradas con anterioridad, aunque posiblemente podáis jugárosla yendo a la taquilla el mismo día de la representación – en Milán lo hicimos cuando pasamos por delante del Teatro alla Scala y tuvimos suerte. Como su propio nombre indica, las Óperas tienen un vis cómico, por lo que no esperéis una representación al uso. Nosotros vimos la misma ópera que en Milán y la puesta en escena nos gusto muchísimo más en Berlín – a gustos, colores...


Día 3

Visita a la East Side Gallery – otro imprescindible – y recorrido por El Muro. Visitamos también el Museo Judío, Checkpoint Charlie, la Topografía del Terror, Postdamer Platz y la Puerta de Brandemburgo de noche.


East Side Gallery se puede visitar de distintos modos: pasar por allí y ver las pintadas molonas que han sido reproducidas miles de veces en miles de sitios, o tomar conciencia de lo que aquello significaba en su momento y hacer un paseo pausado y pedagógico. Os recomendamos el segundo, así que tomáos la visita con calma. Después de visitar la East Side Gallery os recomendamos seguir la ruta del Muro para conocer otra parte de la ciudad menos transitada, más auténtica, en la que podéis ver edificios ocupados o una calle llena de caravanas-vivienda. Intentad acercaros también al barrio turco si tenéis tiempo.

El Museo Judío necesita de todo un día – o más – para ser visto en profundiad – tiempo que nosotros no teníamos. Más de lo mismo sucede con la Topografía del Terror, un lugar escalofriante, en el que encontraréis también una buena parte del muro.

Postdamer Platz es interesante por su arquitectura, pero es un lugar de paso a nuesro juicio, ir, ver, hacer un par de fotos y seguir caminando.

Día 4

Otro día de museos con la Alte Nationalgalerie y el Neues Museum, además del Barrio de San Nicolás, el Monumento a los Judíos y también el bunker de Hitler, Tiergarten o la Iglesia del Kaiser – con Tarantino incluído. Un día más que completo.



Los dos museos necesitan, otra vez, de mucho tiempo para visitarlos, así que seleccionad las salas que más os interesan y hace una visita rápida a las demás.
El Barrio de San Nicolás es pequeño pero muy coqueto, y volvimos el último día que estuvimos en la ciudad. La iglesia-museo de San Nicolás tiene una exposición interesante que puede verse en una hora, y la entrada está incluida en el Museumpass.
El Monumento a los Judíos es bastante impresionante, meteros dentro y caminand reflexionando. Al lado mismo del monumento podéis encontrar el lugar en el que está – porque no han podido destruirlo – el bunker de Hitler.
Tiergarten es inmenso y si os lo queréis andar de punta a punta – como nosotros hicimos – ya podéis prepararos... La Iglesia del Kaiser es muy interesante y bonita, informaros que no hagan una fiesta privada en ella ese día y así poder visitarla – es gratis.

Día 5

Nos desplazamos, esta vez, a otra ciudad, Oranienburg, para visitar el campo de concentración de Saschenhausen. Visita que necesita de medio día completo y mucha sangre fría. En nuestro plan estaba visiar también la ciudad de Orianenburg pero estuvimos en el campo de concentración más tiempo que del que habíamos programado.



Al regresar a Berlín nos bajamos en Karl Marx Alle para recorrer la famosa avendia con edificios construidos al estilo soviético. Interesante e incluso bonita, intentad ir de día para apreciarlo mejor – nosotros sólo pudimos pasear por ella de noche, no teníamos más tiempo.


Día 6


Nuestro último día en Berlín, pero no por ello menos intenso, así que nos dedicamos a visitar algunos lugares que teníamos pendientes. Entre ellos, caminar de forma tranquila la calle Rosenhstaler hasta el centro de la ciudad y disfrutar de su arquitectura y su ambiente. Nos encontramos también con un mercadillo de artesanía y antigüedades al aire libre en el Mercado Hackescher (era un jueves), y recorrimos otra vez el Barrio de San Nicolás, además de visitar el Rathaus – gratis – que está allí mismo. Uno de los últimos caprichos fue meternos en la Universidad Humboldt con la esperanza de que se nos pegara algo de más de los 20 premios Nobel que allí han estudiado...



Os contamos también el regreso, un poco accidentado, al aeropuerto y como eso de la amabilidad alemana sí existe.



En próximas entradas os seguiremos hablando de Berlín, sobretodo del dinero que nos gastamos, que tampoco fue tanto – no vamos a desmerecer el nombre de este blog...


¡Salud Viajeros!


Si te ha sido de utilidad...¡COMENTA,VALORA,COMPARTE!

Entradas Populares